e Festival Internacional de Ushuaia

El Continente Antártico se encuentra localizado en el extremo sur de nuestro planeta.

Sus características geográficas, sus condiciones climáticas y sus aspectos biológicos, le confieren una singularidad que lo transforman en un atractivo de gran valor turístico.

La Antártida ha atraído el interés de los hombres desde su descubrimiento.

Los relatos históricos nos demuestran el valor y la osadía de cientos de hombres que atravesaban los embravecidos mares australes para llegar al continente o a las islas próximas a él.
La Argentina tiene reclamos de soberanía sobre el Sector Antártico Argentino, área en la que se superponen reclamos territoriales de Chile y Gran Bretaña.

Bajo los términos del Tratado Antártico, los reclamos territoriales han quedado congelados, y se proclamaron como metas para la Antártida mantener la paz, desarrollar la ciencia y proteger el medio ambiente.

El primer asentamiento humano permanente en la Antártida fue el construido en la Isla Laurie (Orcadas del Sur).

Hoy, bajo los términos que estipula el Tratado, diferentes países tienen bases establecidas en el continente blanco, la mayoría de las cuales se encuentran en la península antártica. Argentina es uno de los países que posee mayor cantidad de bases.

Estas bases argentinas desarrollan diversas actividades relacionadas con la investigación en diferentes campos, tales como geología, climatología, glaciología, oceanografía y biología. Una de las actividades económicas regulada por el Tratado Antártico es el turismo, actividad que ha crecido de manera significativa en los últimos años.

Miles de personas visitan el Continente cada verano, y la mayoría de ellos pasan por la ciudad de Ushuaia al iniciar o finalizar su viaje. Por tal motivo y considerando tanto su cercanía al continente como su infraestructura y servicios, Ushuaia se constituye como la Puerta de Entrada a la Antártida.